jueves, 21 de enero de 2016

Ahí estás Tú


Muchos son nuestros errores y debilidad, muchos nuestros defectos e incapacidad.

Tal vez no podamos mirarte con la frecuencia y necesaria intensidad

pero ahí estás Tú.

En la más profunda depresión, en el estrés, en el miedo, en la ausencia y en la obsesión, ahi estás Tú.

Incluso en el olvido, el abandono, el aburrimiento, la náusea, la ignorancia y resistencia, ahi estás Tú

Sólo se tiene que replegar la atención sobre sí misma y ahí estás Tú.

6 comentarios:

MuCha dijo...

Tu intensidad de sorpresa llegó a mi oido
entendiendo lo que me susuraste
dejándome tranquila
como si hubieras sido el elegido.
Gracias por ser como sos
Gracias por tu entendimiento

Rafael San Andrés Renedo dijo...

Gracias a ti, Mucha, por ser tan simpática y saber bailar al ritmo al que te lleva cada momento ;-)

Te diré que tienes un estilo literario muy atractivo. Haces sentir vida.

Un beso

MuCha dijo...

Soy capaz de verme
Pero me miro desde la magia de mi mente
y me molesta que me juzguen sin conocer
la falta de ego que transita por la sangre caliente
Te espero en mi blog

Kancion dijo...

Interesante el diálogo entre dos
Buen texto

Anónimo dijo...

Y es entonces cuando el Tu se pregunta por queese tú no soy yo, por que ese tú No me deja ver la realidad por qué me la reviste a su imagen y semejanza, por qué no me deja sociabilizar, sentir la verdad y no una realidad que no existe? ?????. Así es como a mi me ha hecho sentir mi Tu durante un largo año. Ana Mora.

Rafael San Andrés Renedo dijo...

Ese Tú, es tu yo más profundo y verdadero, Ana Mora, es tu consciencia que un día será libre. Mirar tu consciencia, o sea, el testigo interior de todos los fenómenos que aparecen ante ella, sólo puede hacerte bien, aunque por el camino tengas que sufrir el dolor de la pérdida de tu falso yo o ego. Ese es el camino del despertar de la consciencia.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...