martes, 1 de febrero de 2011

"Yo como experiencia" en las relaciones interpersonales



Ya hemos explicado que el "Yo como experiencia" somos nosotros como un punto o ente que es consciente en el aqui y el ahora, que recibe los estímos sensoriales visuales, auditivos, olfativos, tactiles, propioceptivos, emocionales y hasta el gusto en el momento que uno está viviendo.

Somos la consciencia abierta a la realidad externa, a lo que vamos sintiendo o percibiendo segundo a segundo, ajenos a nuestra identidad, mundo imaginario, deseos que podamos albergar etc.

Seria similar a la consciencia del resto de los animales, aunque en estos sería una experiencia sin consciencia plena de ella.

Ahora bien, hasta ahora hemos contemplado el "Yo como experiencia" en situación de soledad física pero ¿qué ocurre cuando estamos con alguien? ¿qué ocurre con el "Yo como experiencia" cuando estamos en una interacción personal?

En este último caso, la realidad es sobre todo la persona con la que estamos interactuando. Los sentidos están abiertos a lo que percibimos en el otro y dejamos el resto del mundo físico en un segundo plano.

Fortalecer el "Yo como experiencia" mientras estamos relacionándonos significa ser conscientes de nuestra atencióa a los estímilos que el otro nos envia. Su voz, sus gestos, contacto si lo hubiera, la imagen que el otro proyecta, postura, y por último, por contradictorio que parezca...¡lo que nos dice!

Sí, amigos, lo que el otro nos comunica de forma verbal viene a ser menos de el 10% de su comunicación real. Por lo tanto, estar abierto al presente mientras estamos con alguien, es estar abierto sobre todo a los aspectos no verbales que reciben nuestros sentidos por parte de la otra persona.

Gracias a nuestras neuronas espejo, podemos reflejar hasta los estados emocionales de la persona con la que estamos interactuando, podemos sentirlo.

Por lo tanto estar en el aqui y en el ahora, o sea, actualizar nuestro "Yo como experiencia" cuando estamos con alguien, significa estar atentos a su imagen, tono de voz, gestos, postura y, sobre todo, expresión facial, y todo ello siendo conscientes también de nuestro cuerpo y reacciones emocionales que pudieramos tener. Siempre atendiendo, por supuesto, a lo que nos está diciendo la otra persona.

5 comentarios:

Jose dijo...

El yo según la relación o tema donde el individuo quiere ser protagonista para dar a conocer su identidad sus o conocimientos.

A veces nuestro yo nos juega malas experiencias pues queremos dar una imagen que a la postre desconocemos.

Saludos

Gladys dijo...

Que hermoso lo que has escrito amigo y tan bien exlicado que me emociona me recuerda mucho a mis maestros creo que eres muy buen maestro y que interesante lo que dices lo de estar atento a la otra persona, sabes yo siempre me doy cuenta cuando alguien esta atento a lo que yo digo o no me molesta mucho eso en las personas de no saber escuchar, hoy en día se da mucho eso que cada cual esta en su mundo, y no le pone atención al otro, muy interesante amigo me gusto mucho el tema.
Un abrazo muy grande contodo mi cariño que tengas un feliz día.

Carlos Ignacio dijo...

Sí, José, a veces se producen confusiones por la interferencia de los distintos yoes.

La próxima vez intentaré explicar esto.

Un abrazo

Carlos Ignacio dijo...

Haces que me sienta bien con tus comentarios, Gladys.

Un fuerte abrazo y que tengas un bonito dia

Antoniatenea dijo...

Con el 10 por ciento de lo que me estás pasando, me parece que hoy me doy por satisfecha..Voy a empezar a buscar la comunicación no verbal . Cuando me habla alguien y no me mira a los ojos, es igual lo que diga, me produce un efecto de barrera total!
Bueno, lo de leer blogs es diferente, tienes de crear comunicación con signos, imágenes y música..a falta de pan, buenas son tortas.
Pero es muy cierto lo que dices.
Petons!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...